Toda organización necesita fondos para funcionar, puede ser a través del leasing, del factoraje financiero o bien a través de la recaudando de capital.

En este último caso, es cuando el capital se genera mediante la venta de acciones de la empresa, se denomina financiamiento de capital.

El financiamiento de capital está vendiendo una participación en la compañía para recaudar fondos.

Este tipo de financiamiento no solo implica la venta de acciones, sino que también incluye la venta de otros instrumentos de capital como acciones ordinarias, acciones preferentes, acciones preferentes convertibles, etc.

Una vez que la empresa determina los requisitos de su fondo, debe buscar diferentes fuentes de financiamiento de capital y entre las principales fuentes de financiación se tienen las siguientes:

  1. a) Inversores “ángel”

Los inversores ángel son personas adineradas que invierten su dinero en negocios que tienen potencial para generar mayores rendimientos en el futuro.

Le traen dinero a la compañía al comprar una participación en ella.

Además del dinero, estos inversionistas aportan sus habilidades, conocimientos y experiencia al negocio que ayuda a la compañía en el largo plazo.

  1. b) Capital de riesgo

Los capitalistas de riesgo son aquellos inversionistas que invierten en los negocios que se espera que crezcan a un ritmo rápido y tengan potencial para cotizar en las bolsas de valores en el futuro.

El capital de riesgo también se denomina financiación de capital privado.

Los capitalistas de riesgo compran una participación mayor en la compañía en comparación con los inversores ángel y, por lo tanto, aportan más capital al negocio.

  1. c) Inversores institucionales

Los inversores institucionales incluyen compañías de seguros, fondos mutuos, fondos de pensiones, etc. Estas instituciones tienen grandes sumas de dinero y hacen una inversión en empresas privadas.

  1. d) Financiación “ crowdfunding”

La gente invierte en las empresas porque creen en sus ideas y esperan mayores rendimientos en el futuro.

El crowdfunding involucra a una cantidad de personas que invierten en la compañía en pequeñas cantidades.

El dinero recaudado de las personas se resume para determinar si los fondos seleccionados se han recibido o no.

  1. e) Ganancias retenidas

Una empresa puede financiarse conservando sus ganancias, en lugar de distribuirlo a los propietarios. Esto es parte del capital del propietario.

De esta forma, la empresa no está obligada a buscar otras fuentes de financiación de capital ya que tiene una solución inherente.

La empresa puede aumentar el capital social mediante la emisión de acciones de bonificación a sus accionistas.

  1. f) Inversores corporativos

Los inversores corporativos en forma de grandes organizaciones invierten en empresas privadas para satisfacer sus necesidades financieras.

La inversión de las grandes corporaciones en tales compañías es principalmente para desarrollar una asociación estratégica o sociedad corporativa.

Estos inversionistas crean una red de compañías invirtiendo en diferentes compañías en diferentes períodos de tiempo.

  1. g) Oferta pública inicial

Las empresas bien establecidas pueden obtener financiación de capital mediante la presentación de la oferta pública inicial de la empresa.

Con una oferta pública inicial, la empresa puede recaudar fondos ofreciendo sus acciones al público.

Muchos inversores institucionales también invierten en la oferta pública inicial de la compañía. La compañía utiliza este modo de financiación de capital cuando ya ha utilizado otras fuentes de financiación de capital.

La razón es que una oferta pública inicial es una fuente costosa y que consume mucho tiempo de financiación de capital.

El financiamiento de capital es el modo de financiación más popular para una compañía porque el capital puede ser generado internamente por la empresa, además la compañía ahorra mucho en el costo de los intereses al no optar por el financiamiento de la deuda.

En el futuro, las organizaciones con mayor potencial de crecimiento continuarán buscando el interés de los financiadores de fuentes de capital.