El día de ayer se llevo un ejercicio conjunto militar entre la Federación Rusa y China en el Mar de Okhotsk : el ejercicio militar mas grande de la historia de estas dos naciones. Un ejercicio militar de dimensiones mayores es todo un evento y represente enormes desafíos logísticos así como un gran costo económico para ambas naciones quienes han de emplear enormes cantidades de diesel en dichas maniobras conjuntas; grandes cantidades de soldados de todo tipo; buques hospital con todo tipo de equipo medico incluyendo bancos de sangre con todo grupo sanguíneo listo para ser trasferido a los heridos y muchos otros elementos.

Lo primero que se tiene que hacer es un acuerdo entre presidentes de ambas naciones para llevar acabo un ejercicio militar completo – fuerza aérea, marina e infantería- y designar el lugar en el cual este se llevaría a cabo, en este caso en China o en Rusia. El lugar que se escoja es el lugar que mejor terreno tenga para llevar acabo la misión que se haya designado ya sea una batalla naval; un bombardeo marino; o un desembarco, siendo este el mas complejo de los ejercicios puesto que se utiliza todos los miembros de las tres fuerzas armadas de aire mar y tierra incluyendo todo un desafío de comunicaciones y contra-comunicaciones.

En este caso, los presidentes designaron que el enemigo hipotético serían los Estados Unidos, quienes ocuparían unas islas que habría de recuperar al expulsarles de ahí. Para que todo esto sea posible, un equipo especializado de ambas naciones fue a estas islas Kuril, en el mar ya mencionado a montar todos los blancos que se hay que destruir contra reloj.  Naturalmente,  estos blancos están divididos por colores para asignárseles a cada rama de las fuerzas armadas: es decir una para aviones, otra para buques, otra para infantería, y otra para fuerzas especiales para cuerpo de paracaidistas de ambas naciones.

En este caso la flota rusa se desplego hacia el sur desde Vladivostok hacia la isla china de Hainan pasando por los tensos estrechos de Taiwán para reunirse con todo el cuerpo expedicionario chino. Una vez juntas las flotas, se desplegaron hacia el noroeste para entrar al Mar de China Oriental y entrar por el Mar de Japón para pasar cerca de las costas coreanas dando un mensaje conjunto a ambas partes de la península y entrar al Mar de Okhotsk donde tomó posiciones a 200 millas náuticas de las islas designadas.

Una vez en ese perímetro la flota rusa – siendo la anfitriona – abre fuego de artillería naval inteligente propulsada por sistemas de lanzacohetes hacia puntos designados, para lo cual los buques chinos abrieron también fuego para aplastar sus blancos. Subsecuentemente aviones despegaron del portaaviones ruso “Admiral   Kustentsov” para impactar blancos con sus aeronaves caza, algo que los chinos respondieron enviando tropas de desembarco para tomar posiciones estratégicas puesto a que ellos no tienen portaaviones operacionales aun.

Este desembarco alarmo mucho a los norteamericanos.

Sigue aprendiendo sobre tu salud visitando Jenner